Propuestas de formación

La propuesta de formación que se lleva adelante en la escuela, es la puesta en acto de una lógica de enseñanza y transmisión del psicoanálisis. Está organizada de un modo singular que se explica a continuación. Todo el recorrido tiene tres años de duración, se dicta los miércoles a las 19:30 hs, e integra los espacios clásicos de la formación analítica en las siguientes actividades:

Seminario Nodal

El seminario es un dispositivo de escuela que propone una enseñanza. Esta enseñanza articula un saber abierto a sus interrogantes y a la vez circunscribe un vacío. Porque al pasar por el trabajo sobre el concepto, tanto en unos como en otros se interroga la posición del analista y se va contorneando en la tarea desde qué lugar es posible enseñar el psicoanálisis.

Grupos Enseñanza

Son grupos acotados conducidos por dos enseñantes que, causados por una lógica afín a la del seminario, articulan su enseñanza en la lectura de textos de Freud y Lacan, sobre los temas que se desarrollan en el módulo. Es un espacio más íntimo y reducido, donde se crea la oportunidad de un diálogo fluido entre sus integrantes, para plantear en el trabajo de lectura las diferentes preguntas, dudas y posiciones.

Reuniones Clínicas

Consiste en la presentación de casos y recortes clínicos por parte de los miembros de la escuela, que son trabajados en diferentes modalidades por el Cartel de Clínica y por el conjunto de los asistentes a la propuesta. Es un espacio de trabajo donde la articulación de los conceptos toma cuerpo en el quehacer clínico.

Supervisión Análisis de Control

Los asistentes a la Propuesta de Formación podrán acceder, si así lo desean, a un espacio de supervisión o análisis de control, con el miembro de la escuela con quien tengan transferencia a través de un honorario institucional.

Plus

Los asistentes de la Propuesta tendrán libre acceso a las actividades abiertas de la escuela: Seminarios a Nombre Propio, Conferencias, Foros, Mesas Redondas y algunas otras.


LA ESCUELA

La escuela es un conjunto abierto de analistas en diferentes momentos de formación, reunidos en dispositivos –carteles, pase, seminario, ésta propuesta y otros- en torno a las enseñanzas de Freud y Lacan, para establecer un trabajo común y a la vez individual en torno al psicoanálisis. El motivo principal de esa reunión es establecer un lazo social para interrogar al psicoanálisis en la clínica y en los conceptos, para poder investigar, producir, desarrollar, transmitir, enseñar y ser enseñados. Porque si hay algo que la experiencia nos ha demostrado, es que sea cual fuere el tiempo de cada uno en el psicoanálisis, la formación de los analistas siempre es con otros y permanentemente inacabada.


EL SABER

La relación al saber en una escuela de psicoanálisis se formaliza de un modo diferente a cualquier otra institución. Porque el saber del psicoanálisis está fundado en la transferencia y porque la formalización y su enseñanza la realizan analistas. Por ende cuando un enseñante realiza una exposición, una clase, lo hace como sujeto, no como docente. Cada analista cuando enseña lo hace atravesado por la experiencia de su análisis, de su propia clínica y por los conceptos en los que se ha formado. Así es como la enseñanza apunta a la transmisión. Mucho se puede decir sobre cómo se enseña y se trasmite en una escuela, pero si lo simbólico agujerea y hace borde a lo real, ninguna explicación puede ahorrar la experiencia de lo que estamos proponiendo.


LA PROPUESTA

Como el saber que produce el psicoanálisis no es lineal ni aditivo, sino que tiene una lógica reticular, donde ningún concepto es estrictamente consecutivo de otro que lo sucede o lo completa, cada asistente puede comenzar su ciclo de tres años en cualquiera de los conceptos -módulos-. Así es como cada uno da inicio a su propio recorrido. Cada concepto es un módulo compuesto por: seminario nodal, grupos de enseñanza y reuniones clínicas. Es decir que en cada módulo se aborda un concepto en tres modos diferentes de trabajo. Los conceptos son: Conceptos fundamentales: Inconciente, transferencia, pulsión, repetición, objeto a y fantasma; y Matemas y escrituras lacanianas: Los cuatro discursos, la sexuación y RSI -Real, Simbólico e Imaginario- en el nudo borromeo. Los conceptos, como dijimos, están relacionados entre sí a modo de red. El recorrido por cada uno de ellos y la serie que conforman son en sí mismo su articulación, porque la lógica del psicoanálisis implica pasar por la referencia de unos a otros y cómo toman cuerpo en lo real de la clínica.


Se dictan tres conceptos por año del siguiente modo:


2020
Inconciente
RSI en el nudo Borromeo
Transferencia
Pulsión
Los cuatro discursos
Repetición
Objeto a
Sexuación
Fantasma

Deseamos que en cada asistente como analista en formación prospere un interés activo, y que con su análisis personal, eje ineludible de la formación psicoanalítica, y la guía de nuestra propuesta, cada uno pueda realizar a su modo el trípode freudiano.